18/11/2016 | NOTICIAS INSTITUCIONALES
La vanguardia de la Fisiología Vegetal pasó por Corrientes
Durante cuatro jornadas, los especialistas más destacados de la disciplina participaron de la RAFV 2016.
P1470023
Jorge Casal estuvo a cargo de una de las conferencias plenarias de la RAFV 2016. FOTO: Gentileza UNNE

Aunque la XXXI Reunión Argentina de Fisiología Vegetal (RAFV) terminó el miércoles, las repercusiones del encuentro académico que reunió en Corrientes a más de 400 participantes de 14 países, continúan. Durante las cuatro jornadas que duraron las actividades, los asistentes pudieron interactuar con algunos de los referentes más destacados a nivel mundial de la especialidad y aprender de sus experiencias.

Entre los expositores que participaron del encuentro, que se realiza cada dos años y que tuvo sede en la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad Nacional del Nordeste (UNNE), estuvo el científico israelí Abraham Blum, estuvo a cargo de la conferencia inaugural. También participaron investigadores del CONICET reconocidos internacionalmente por sus aportes a la disciplina, como Jorge Casal y Carlos Ballaré.

Después de la presentación de la RAFV, que se realizó en la tarde del domingo 13 de noviembre, Abraham Blum se presentó ante un auditorio colmado de espectadores, que llegaron hasta el Campus Deodoro Roca de la UNNE para escuchar a uno de los referentes mundiales en el campo de la fisiología vegetal. El investigador israelí, reconocido por el desarrollo de metodologías para el mejoramiento cultivos ante factores adversos tales como sequía o altas temperaturas, se refirió a las implicancias que tendrán el cambio climático y la escasez de agua en la biología vegetal y qué cambios se deben realizar en materia de producción e investigación para resolver esos problemas en los próximos años.

Antes de iniciar su conferencia, fue consultado respecto a cuál es el escenario para Argentina en el marco de la crisis ambiental global. Blum destacó la capacidad de los investigadores locales, pero consideró que es necesaria una mayor inversión por parte del estado.

“Tengo la impresión de que Argentina tiene muy buenas y efectivas redes de investigación en agricultura, pero no tiene suficiente financiación. Necesitan más dinero. El dinero es el combustible para la investigación. Cuando no hay dinero, se hacen algunos trabajos y se publican algunos papers insignificantes, pero no se atienden los problemas de los productores. El gobierno tiene que destinar mucho dinero para resolver estos problemas y lograr que los institutos de investigación interactúen con los productores. Eso lleva dinero y tiempo, pero las habilidades están: tienen los especialistas y la estructura para investigar”, opinó.

“Los impuestos en Argentina son bastante altos, por lo que el gobierno no debería tener problemas para financiar la investigación y evitar a que, en algún momento, existan problemas para la producción de alimentos. Esa es la principal preocupación de muchos gobiernos a nivel mundial, como China, que está dedicando muchísimo dinero para la producción y el mejoramiento del arroz”, agregó.

P1460987

Blum destacó la capacidad de los investigadores argentinos para hacer frente a los desafíos que traerá el cambio climático. FOTO: Gentileza UNNE.

En el segundo día de la RAFV, una de la conferencias plenarias estuvo a cargo del investigador superior del CONICET en el Instituto de Investigaciones Fisiológicas y Ecológicas Vinculadas a la Agricultura (IFEVA, CONICET – UBA), Jorge Casal. El científico, que es autor de uno de los trabajos argentinos que fueron publicados de manera simultánea en la revista Science este año, expuso sobre la percepción de la sombra y las señales dinámicas en las plantas.

“Estuvimos comentando la idea de que las plantas pierden rendimiento cuando son cultivadas a densidades muy altas. Eso genera señales, que son percibidas por receptores específicos, que controlan el crecimiento y desarrollo”, explicó. La primera parte de su exposición estuvo centrada en los resultados de la investigación que fue publicada en la prestigiosa revista internacional. “Durante el trabajo en el laboratorio, llegamos a la sospecha de que también la temperatura podría estar afectando la actividad de los receptores. Los experimentos demostraron que esos receptores no solamente integraban la información de la luz sino que también la información que viene del ambiente térmico, es decir, la temperatura a la cual las plantas son cultivadas”, resumió Casal.

Este hallazgo abrió múltiples líneas de investigación dentro de la disciplina, que seguirán siendo analizadas desde su grupo de trabajo. “Nos interesa conocer los mecanismos en el nivel molecular, pero también relacionarlos con situaciones reales. Muchas veces en el laboratorio uno tiende a simular situaciones de luz o de temperatura constante y la planta está expuesta a un mundo donde todo es dinámico”, señaló.

Casal destacó la calidad de la organización de la RAFV y el nivel de los expositores. “Es muy interesante que estos encuentros se hagan en distintas ciudades del país porque nos da la oportunidad de conocer un poco más de los lugares de trabajo de cada uno, en el contexto de una reunión donde hay investigadores de distintas partes del mundo que viene a contar sus resultados”, concluyó.

En la jornada de cierre de la reunión, expuso otro de los científicos del IFEVA, el investigador superior del CONICET Carlos Ballaré. Reconocido con múltiples premios por su trayectoria en la ciencia, en su conferencia plenaria abordó los mecanismos de defensas de las plantas y las nuevas funciones de un fotoreceptor.

“Estuvimos hablando sobre qué hace la luz regulando la producción de defensas de las plantas. Se trata de una señal muy importante, que regula el crecimiento y entre otras cosas, las defensas que las plantas activan para defenderse. Entonces, cuando una planta de alta densidad de siembra tiene un ambiente lumínico diferente, promueve su crecimiento para evitar que los vecinos los sombreen. Pero al mismo tiempo, reduce la expresión de algunas defensas que son importantes. De alguna manera, enfrenta una especie de compromiso en la asignación de recursos entre crecimiento y defensa. Si tiene muchos vecinos alrededor, prefiere crecer y no tanto defenderse. Eso tiene muchas implicancias, que es importante analizar para resolverlas”, señaló.

Ballaré también resaltó la jerarquía de la RAFV organizada en Corrientes. “A veces es un poco más difícil llevar adelante este tipo de reuniones en lugares alejados de las grandes ciudades, pero es notable el esfuerzo enorme de todos los involucrados”, finalizó.

IMG_3960

Carlos Ballaré se presentó en la última jornada de la RAFV . FOTO: CONICET Nordeste

Notas relacionadas: La Reunión Argentina de Fisiología Vegetal convoca a destacados científicos en Corrientes.

Por Cecilia Fernández Castañón. CCT Nordeste

 

Imágenes
cerrar
Últimas entradas
13/11/2018
La investigadora del CONICET María Vanina Martínez participó de uno de los últimos encuentros del ciclo en 2018.
06/11/2018
Se trata de una publicación destinada a difundir trabajos de investigación sobre el NEA.
01/11/2018
La delegación Nordeste resultó ganadora de la Copa camaradería y obtuvo medallas en diferentes disciplinas.
31/10/2018
Desde el 31 de octubre, los Investigadores Principales podrán presentar sus solicitudes para alcanzar la categoría máxima dentro de la Carrera del Inv
30/10/2018
El objetivo es implementar el Programa “ANSES va a tu trabajo”, que agilizará las gestiones de los empleados del organismo.